Luna de miel en Irlanda

Paisajes verdes y parques naturales, castillos, música celta, ciudades vikingas y pintorescos pueblos son solo algunos de los grandes atractivos que ofrece Irlanda, un destino cada vez más demandado por muchas parejas para pasar su luna de miel. A continuación os contamos que es lo mejor que puede ofrecer este bonito país. Comenzamos por su […]

Paisajes verdes y parques naturales, castillos, música celta, ciudades vikingas y pintorescos pueblos son solo algunos de los grandes atractivos que ofrece Irlanda, un destino cada vez más demandado por muchas parejas para pasar su luna de miel.

A continuación os contamos que es lo mejor que puede ofrecer este bonito país.

Comenzamos por su capital, DUBLIN, ciudad con historia vikinga, rodeada de verdes paisajes y muy conocida por su multitud de tabernas y pubs, hoy en día una ciudad muy chic y cosmopolita. Como lugares de interés destacan las calles principales de la ciudad, O’Connell Street y Grafton Street para poder pasear y realizar todo tipo de compras, el típico barrio irlandés Temple Bar, la Trinity College, que es la universidad más antigua de Irlanda y donde no se puede dejar de visitar su biblioteca, el castillo de Dublín, la carcel de Kilmainham, el famoso museo Guinness Storehouse o la Destilería Jameson. En cuanto a edificios destacables se encuentran el Ayuntamiento, la Catedral de San Patricio, la Catedral de Christ Church, y la Iglesia de San Michan. Los museos más interesantes son el Museo Nacional de Arqueología y la Galería Nacional de Irlanda, y por último no podemos olvidarnos de los diversos parques y jardines que posee la ciudad para pasear, relajarse y descansar.

A unos 15 kilometros de Dublín se encuentra DALKEY, un bonito pueblecito costero, que en sus orígenes fue un asentamiento vikingo, y que conserva un castillo medieval que ofrece actuaciones de teatro.

GLENDALOUGH, conocido como el valle de los dos lagos, se sitúa a unos 50 km de Dublin, un lugar lleno de historia, paisajes y arqueología, ubicado en el parque nacional de las montañas de Wicklow.

El CASTILLO DE MALAHIDE, situado en el condado de Dublín, data del siglo XII y es uno de los castillos irlandeses más bonitos y mejor conservados.

GALWAY es una pequeña ciudad situada al oeste de Irlanda. Shop Street es la calle comercial y de ocio donde poder degustar cerveza en cualquiera de sus típicos pub y otros lugares de interés son el Barrio Latino, el Castillo de Lynch, La Catedral Protestante de San Nicolás y la Catedral Católica de San Nicolás.

El PARQUE NACIONAL CONNEMARA se sitúa en el condado de Galway, un gran area natural donde encontrar tumbas megaliticas aparte de las colinas verdes y lagos tan característicos de Irlanda.

La ABADIA DE KILEMORE es un convento de monjas benedictinas del siglo XIX con una situación privilegiada a las orillas de un lago, frente al Parque Nacional de Connemara, una autentica belleza rodeada de un espectacular paisaje.

A 70 kms de Galway, en el Condado de Clare, se encuentran los impresionantes ACANTILADOS DE MOHER, unos 8 kilometros llenos de naturaleza, en definitiva, un espectacular paisaje y una de las atracciones naturales más visitadas de Irlanda.

Las ISLAS ARAN están situadas en la Costa sur de Connemara, 3 islas (Inishmore, Inishmaan e Inisheer) de pescadores, pueblecitos tipicos irlandeses y paisasjes naturales.

La CIUDAD DE CORK, es una visita imprescindible en Irlanda, un pintoresco pueblo de casitas de colores y edificios de estilo georgiano y victoriano. Como visitas destacadas se encuentran la Catedral de San Finbar, la Iglesia de Santa Ana y la Carcel de Cork.

El CASTILLO DE BLARNEY está situado en el condado de Cork, es una fortaleza medieval del siglo XIII en ruinas lo que queda en pie y destaca es la torre del homenaje.

La PENINSULA DE DINGLE que fue citada en su día por el National Geographic como el lugar más bello del mundo, se sitúa en el condado de Kerry y entre sus maravillas destacan sus impresionantes vistas, ruinas, verdes colinas y pequeños pueblecitos costeros como Dingle, con la típica estampa de casas de colores y barcas de pescadores.

CARROWKEEL, en el condado de Sligo, es un lugar sagrado con una historia milenaria, cementerio neolítico con 14 tumbas de corredor que data de entre 3000 años antes de cristo.

El CASTILLO DE KILKENNY, situado en el condado de Kilkenny, es un gran castillo que data del año 1190. En perfecto estado de conservación, actualmente posee parte de la Galería de Arte Nacional irlandesa.

Lo dicho, Irlanda es un auténtico paraíso natural, un destino lleno de magia para todos aquellos que lo elijan para pasar su luna de miel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *